Hijo: Yo Velo por tus Sueños

03.03.2012 20:13

Hijo,

Yo velo por tus sueños y velo por tu despertar. Tus pasos no me son desconocidos en el día ni tu descansar en la noche. Puedo alcanzar a oír cada suspiro tuyo y puedo ver el deseo de tu corazón. Nada escapa de mi vista, aun tus anhelos tengo guardados para cumplir algunos en la tierra y otros en el cielo. No temas cuando crees no recibir Mi respuesta. Siempre confía, las diferentes pruebas en tu camino silencian en tu corazón Mi voz, Debes subir cada vez un paso más arriba para escucharme en el monte de la comunión. Más arriba hay menos ruido y mayor paz. Mantente puro y trata de no escuchar las distracciones del tentador que como una flecha ardiente te interceptan. Tú eres Mío, Jesús.



Referencia Biblica!

Sal 127:2 Por demás es que os levantéis de madrugada, y vayáis tarde a reposar, y que comáis pan de dolores; pues que a su amado dará Dios el sueño.

Sal 139:2 Tú has conocido mi sentarme y mi levantarme, has entendido desde lejos mis pensamientos.

Sal 139:3 Mi andar y mi acostarme has rodeado, y todos mis caminos te son conocidos.

Sal 139:4 Pues aún no está la palabra en mi lengua, y he aquí, oh Jehová, tú la sabes toda.

Sal 139:5 Detrás y delante me guarneciste, y sobre mí pusiste tu mano.

Sal 139:6 Tal conocimiento es muy maravilloso para mí; alto es, no lo puedo comprender.

Sal 139:7 ¿A dónde me iré de tu Espíritu? ¿Y a dónde huiré de tu presencia?

Sal 121:1 «Cántico gradual» Alzaré mis ojos a los montes, de donde vendrá mi socorro.

Mat 18:18 "Les aseguro que todo lo que ustedes aten en la tierra quedará atado en el cielo, y todo lo que desaten en la tierra quedará desatado en el cielo.

Efe 6:16 Además de todo esto, tomen el escudo de la fe, con el cual pueden apagar todas las flechas encendidas del maligno.

1Jn 5:14 Ésta es la confianza que tenemos al acercarnos a Dios: que si pedimos conforme a su voluntad, él nos oye.

1Jn 5:15 Y si sabemos que Dios oye todas nuestras oraciones, podemos estar seguros de que ya tenemos lo que le hemos pedido.

CONFESIÓN: HOY DECLARO EN ALTA VOZ QUE TENGO PUESTA MI CONFIANZA EN MI SALVADOR. EL ME CUIDA DE DÍA Y DE NOCHE Y SUBIRÉ AL MONTE DE LA COMUNIÓN PARA ESCUCHAR SU VOZ. LO CONFIESO EN NOMBRE DE JESÚS, AMÉN